Pavo para todo el año

En nuestro país el consumo de pavo o guajolote es estacional, es decir, prácticamente solo lo comemos en las fiestas de fin de año. Sin embargo, dadas las características de esta carne como alimento, podemos disfrutarlo en todas sus presentaciones y aprovechar sus beneficios para nuestro bienestar.

Actualmente, en México ya podemos encontrar variedad en productos de valor agregado hechos con carne de pavo.

Estos son algunos de los beneficios y las razones por las que puedes comer pavo durante todo el año:

-La carne de pavo tiene un aporte calórico de moderado a bajo, en comparación a las carnes de res, cerdo y pollo, esta característica la hace excelente para prescripción de dietas bajas en calorías.

Menos calorías: La carne de pavo contiene bajo contenido calórico en relación a otras carnes debido a que su concentración de grasa intramuscular es baja. La mayor parte de la grasa del pavo se concentra en la piel, misma que se recomienda no consumir.

-La carne de Pavo tiene un aporte máximo de 157 kcal, y un mínimo de 105 kcal.

-La carne de pavo tiene muchas propiedades nutritivas, al ser un alimento de origen animal tiene un alto aporte proteico y es considerada fuente de proteínas de alto valor biológico.

-Los contenidos de proteína en la carne de pavo tienen un máximo de 24.12 gramos y un mínimo de 19 gramos.

-La carne de pavo es muy proteica (del 20 a 25 por ciento de proteínas según la porción) y se puede equiparar tanto en cantidad como en calidad con la del resto de carnes. Además, su bajo contenido en colágeno facilita la digestibilidad.

Menos grasa: Dentro del grupo de las carnes con bajo contenido de grasa se encuentra la del pavo. Una porción de 85 g de Pavo contiene 1 gramo de grasa saturada, lo que le hace ser la carne de primera elección.

El contenido de colesterol en la carne de pavo es bajo con lo cual se suma a una más de sus grandes propiedades, en la carne de pavo tenemos un contenido máximo de colesterol de 72 Mg y un mínimo de 45 mg.

-La carne de pavo contiene grasa insaturada, conocida también como grasa buena que ayuda a prevenir problemas del corazón. El pavo contiene mayor proporción de este tipo de grasa